Frontispicio

Objetivo: 26/05/2018 - Kiev

22 julio 2017

Hacer un Gayá


Para empezar esta Tesis Doctoral o Trabajo Fin de Grado, que no sabemos para que dará de sí, pongámonos en situación con los antecedentes:

¿Quién es Gayá y sus circunstancias? José Luis Gayá es lateral izquierdo del Valencia C.F. y de la Sub-21 de España, aunque nunca ha gozado de titularidad fija en ninguno de los dos equipos. En la pasada Euro sub-21 ha sido suplente. En Enero de 2015, con 19 años y recién debutante con el Valencia se filtró a los medios el interés probado del Real Madrid por su fichaje. Eso motivó la reacción alérgica de la afición y medios che y, a la postre, su renovación por el Valencia. Así, pasa de tener contrato de canterano a ser el futbolista más caro de su plantilla tras menos de treinta partidos en Primera. Brillante.

¿Cuál es la moraleja que se desprende de la anterior pregunta, que diría Samaniego? Fácil, el representante de Gayá utilizó al Real Madrid como señuelo para que el Valencia picara ofreciendo una renovación a la que ni soñaba dos meses antes. Además el Valencia, pese a saberse timado como vulgar víctima del tocomocho futbolístico, podía presentar a su hinchada (ya hinchada de por sí ante el opresor blanco) el timo como una victoria orgullosa. Y así todos contentos.

Volvamos al presente. En un mes de junio plácido tras la victoria de Liga y Champions, desierto de noticias que justificaran el jornal a la miríada de periodistas que se ganan las habichuelas hablando y escribiendo sobre el Madrid, saltan casualmente dos noticias como fulgurantes fichajes: Donnarumma y Bonucci son objetivo preferencial del Real Madrid. Todo el mes de junio dando la matraca…………….. Están casi hechos, sólo faltan los flecos………… patatín, patatán…………….


El 4 de julio se anuncia la ¡¡ sorprendente !! renovación de Donnarumma con el Milan, pasando a cobrar el triple de lo que ganaba. Además el acuerdo obliga al club a "fichar" a su hermano Antonio como portero, pasando éste a cobrar 1 millón de euros. ¿Os recuerda algo esto?.


El 17 de julio se anuncia el fichaje de Bonucci por el Milan, por 40 millones de euros. Y de paso, casualmente, el jugador pasa a cobrar 6,5 millones de ficha, casi el doble de lo que cobraba. ¿Es esto un patrón de conducta? Si, amigos, si. Claro que si, blanca y con asas: una Champions.

Estos tres ejemplos son unos pocos dentro de las decenas de fichajes con los que año a año nos "obsequian" los sesudos periodistas. Creo que queda claro el modus operandi de "operaciones" que, con el Real Madrid como señuelo, enriquecen a jugadores, representantes y periodistas temporada tras temporada. Más viejo que el hilo negro.

Y como os supongo gente avisada, culta e inteligente (en consonancia a vuestra condición de lectores de este blog de culto), sé que a estas alturas os surgen, como luceros en agosto, dos brillantes preguntas:

¿La connivencia entre periodistas y representantes es gratuita, casual e inocente? Seguro que si.

¿Y el Madrid? Supongo que tras los "incidentes" alguien llamará al representante de turno y le advertirá que les debe una, que no olvide en el futuro que su silencio cortés vale oro ¿no?. Yo así lo haría.


Feliz verano, que disfrutéis de fresco y solaz y reflexionéis, como tarea de los cuadernos de verano Santillana, la siguiente cuestión: ¿Si no era con dinero, cómo favorecía y pagaba adhesiones Villar a los tres clubes (Barca, Atlético y Athletic) que lo apoyaron SIEMPRE? La respuesta en la próxima entrada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Pincha aquí para dejar tu comentario.