Frontispicio

Bienvenida 33ª, aunque sólo sea como excusa para buscar la 34ª. Hala Madrid.

30 enero 2013

PROLEGOMENOS


Ya está aquí el primer clásico de 2013. Y llega en el mejor momento, pese a quién crea que las bajas pueden lastrar al equipo. Antes de navidad yo hubiera apostado por un revolcón, hoy apuesto a por una victoria, escasa, pero victoria. El vestuario, pese a novias disolutas, topos y demás, es muy consciente de que ya está bien de tontadas y tienen claro que el punto de inflexión de la temporada empieza hoy. Hoy se juegan prestigio y títulos. 

En la portería no hay dudas, jugará el que quiera Mourinho, obvio. Y eso es lo mismo que decir que jugará el mejor portero de la plantilla, yo apuesto por Diego. En la defensa, sólo Marcelo es duda, pero los disponibles tienen calidad más que suficiente para afrontar este partido. Y mirando arriba, el tedio de la costumbre indica que jugarán los de siempre. Sólo falta esperar que Özil marque diferencias, pues él y no otro es el que puede poner la nota decisiva.

Yo me conformo con poco, acabar con once, que no haya cosas raras y que el árbitro se limite a arbitrar. Sólo eso. Con tan poco, si de dá, sé que ganaremos.

Mi alineación: Diego López, Arbeloa, Varane, Albiol, Marcelo, Xabi, Khedira, Callejón, Özil, CR7 y Benzemá. ¡¡ Hala Madrid !!

Ah, y que gane el mejor.

27 enero 2013

CRISTIANO NO NECESITA FOCOS



Real Madrid 4 – Getafe 0

A mí me parece estupendo jugar a las doce del domingo. A los curas les irá peor, pero para los aficionados creo que es perfecto. Y si vives en Madrid ya debe ser la pera: te levantas tarde, café con churros, duchita, ponerse guapo con la camiseta blanca y la bufanda y para el estadio con la parienta. Espectáculo Premium, con hat trick perfecto de Cristiano, final y #A12, quedas con los amigos en Plaza Castilla, a comer en un buen restaurante y para casita a por la siesta larga, con ............ todo  incluido. Simplemente perfecto.

Aunque a los piperos y a los jugadores no parece irle tan bien. Los primeros abandonaban el estadio quince minutos antes del final - se supone que les llegará tarde para madrugar mañana -  y los segundos hicieron una primera parte como de entrenamiento en frío, les costó despejarse. Dominio, ocasiones, buen juego pero todo como sin sal, faltaba un poco picante.

Y la sal la puso Mourinho, que en un ejemplo claro de autogestión, y tras recibir un guasap de Casillas cambió a Khedira por Albiol. Puto portugués. Y fue bien, claro. Albiol, y espero comerme mis palabras, es quizás el único jugador que no da nivel Real Madrid de esta plantilla. El alemán en cambio es hoy, junto a CR7 y Özil, el jugador más determinante de la plantilla.

El picante en cambio lo puso el de siempre, el Mulo, CR7. Tras un primer gol de fortuna que el Churu se quiso adjudicar sin mérito, protestado con estilo Barca por los getafenses, el Mulo tomó su batido perfecto para golear: alió su potencia y la magia de Özil. Tres goles como tres soles, dedicados a su hijo (al que en un mal gesto del realizador del partido pudimos conocer repetidamente con todo detalle, pese a las recomendaciones en contra para preservar la identidad de los menores).

Después cambio, ovación y a cuidarle para que marque otros tres el miércoles, que los marcará. Al final todos contentos, bueno casi todos, los azulones no por motivos obvios y los periodistas tampoco, pues no supieron sacar ningún comentario polémico a los derrotados, pese a sus insistentes esfuerzos. Otra vez será. El Valencia y el Atleti nos visitan todos los años.

Me gustó: CR7, en su línea. Özil, mágico de nuevo. Y Khedira, mi ojito derecho y cada vez, el de más gente, que diría Matías Prats.

Y también me gustó mucho un nuevo cántico que entonó el Bernabeu para regocijo de los Campillos y Relaños de la vida: “Periodismo, periodismo, la vergüenza nacional, siempre dicen lo que quieren, nunca dicen la verdad”. Apuesto que hará tanta fortuna como el Gagnam Style.

No me gustó: Albiol, ya lo dije y Ramos como lateral. Ni la grada semivacía al final por tanto socio ausente, autista y adocenado.

Pepito Grillo: Aunque pareciera que es obvio, me gustaría recordar que Diego López es canterano. E internacional con España  y subcampeón de liga con el Villarreal. Y con Fabio Capello disputó, mucho más que Adán, el puesto a Casillas. Creo que es un grandísimo portero y que a partir de ahora sufriremos muchísimo menos en las jugadas a balón parado. Y su lanzamiento de contragolpe es certerísimo. Gran fichaje.

Rappel: Derby en la Final de Copa del Suegro del yerno empalmado. Y hasta ahí puedo leer.

Bueno, otra: Ya anticipo, sin guasap, que el miércoles jugarán Diego López, Arbeloa, Varane, Albiol, Coentrao, Xabi, Khedira, Callejón, Özil, CR7 y Benzemá. Y punto. Y si, yo soy el filtrador ¿qué pasa?.

Gif: Vía @RealEsparta

25 enero 2013

FLORENTINO LLEGA TARDE


Ayer Florentino Pérez salió al frente de una portada del Diario Marca que enfrentaba a los pilares del club. Después los capitanes hicieron público un comunicado apoyando a la presidencia y al entrenador. Además de lo anterior parece ser que el Real Madrid va a iniciar acciones legales contra el diario. Pues bien, la comparecencia y el mensaje público, que están bien y son adecuados en el tiempo y las formas, no sirve de nada, paradòjica mente.

Florentino llega tarde a la confrontación. La campaña mediática lleva ya demasiado tiempo martilleando y gastados demasiados recursos para que ahora le importe, en general, la verdad o la opinión de los dirigentes, jugadores, cuerpo técnico o aficionados madridistas. La guerra hace tiempo que se inició y la opinión y el prejuicio de la mayoría está ya tan mediatizada que da igual lo que se afirme, da igual las pruebas que se aporten, la categoría de las fuentes. Ya da todo igual. 

Hace días que la mayor parte de la prensa deportiva española cruzó el Rubicón de la ética y la decencia. Y está, como los espartanos  en la batalla de las Termópilas, en un desfiladero en que sólo vale salir muriendo o matando. Y Marca, al sacar esa portada, lo sabía. Por tanto sólo le queda a Florentino un camino: o matar o morir. Pero ya le es imprescindible no dejar de luchar una vez ha bajado al barro de la confrontación. Y tiene las de ganar, pues la sartén, el mango y el fuego hoy son suyos. A por ellos.

16 enero 2013

Buen resultado, polémica ficticia



Real Madrid 2 - Valencia 0
Primer partido de la eliminatoria de Copa. 2-0. Resultado enorme para el partido de vuelta. Leve mejoría en la actitud de los jugadores blancos. Benzemá volvió a marcar. Marcelo reapareció de su lesión, aunque aún falto de forma. Y el casillero en contra volvió a quedar a 0 jugando Albiol. Primer partido que el Madrid acaba con 11 en el 2013. Hasta aquí todo lo positivo de la noche.
 Lo demás, preocupante. El Bernabeu, siendo martes, muy tarde, cayendo la rasca y con precios caros ofreció una desangelada media entrada. Y no sé que cuentas echará Florentino, pero en las mías si pones los precios a la mitad y se llena el campo (que se llenaría), ganaría en apoyo el equipo y los vendedores de alimentos y bebidas duplicarían sus ventas. Pero nada, es una sugerencia, que más sabe un tonto en su casa que un listo en la ajena.
 Respecto al juego, el Madrid sigue dando una imagen muy alejada de la que quiere su afición que coincide casi exactamente con la que ofreció el pasado año. El equipo volvió a ser displicente en defensa, sin presionar la salida del balón, con una actitud casi obsequiosa ante los ataques chés. Ya no es que permitan ocasiones claras, el problema es que cada equipo rival deja un poso de intranquilidad e incertidumbre, lo que conlleva la inseguridad, el atrasar líneas y la exaltación de la “doctrina Helguera”, en la que el mejor recurso era tirarse delante del atacante ofreciendo las posaderas y espalda como muralla.
 Y si en defensa no muestra seguridad, en ataque no ofrece nada reseñable. El control del partido sólo le duró al Madrid los primeros quince minutos, a partir de ahí se abandonó en un maremagnum de precipitación, pases perdidos y recurso de boleón hacia el infinito y más allá, que diría Buzz Lightyear. Y ojo, ayer jugaron los jugones. Y algunos, como Özil, ofrecieron una buena actuación, pero no acaba de carburar el ataque blanco. Módric da buenas sensaciones, pero no acaba de cuajar y Alonso está muy, muy lento y falto de jerarquía. Se incrusta demasiado entre los centrales, no se ofrece casi nunca en ataque y es raro verlo en la línea de medios del campo rival.
 Y ayer encima, Cristiano falla lo increíble, así como Benzemá. Fallos típicos de delanteros que se olvidan rápido, pero que de haberlos propiciado Higuaín se le estarían recordando per secula seculorum. Resumiendo, con este nivel, que alcanza para partidos de exigencia media (Valencia, Málaga, Atlético, etc...), no da para Champions. Van Persie no es Jonás y aunque Guaita no tiene nada que envidiar a De Gea, no creo que el mismo partido con el Manchester hubiera registrado un resultado favorable. Mourinho tiene trabajo, mucho trabajo.
 Me gustó: Los alemanes. Tremendos. Y Banega. Para mí, junto a Moutinho, uno de los pocos recambios de garantías de Alonso.
 No me gustó: Nunca entendí la renovación de Albiol. Sigo en mis trece, no es jugador para el Real Madrid.
 Pepito Grillo: Fue terminar el partido y los aledaños del Bernabeu y de la Plaza de San Miguel de Valencia se vieron arrasados por una marea salada, compuesta por las lágrimas de Llorente y demás pueblo ché. Hombre, perjudicarlos el árbitro lo hizo, pero sus habituales lloriqueos y lamentaciones serían más creíbles si no ocurrieran siempre, indefectiblemente, con su visita al Bernabeú. También ayudaría a su credibilidad cuando esta misma pose se repitiera con ocasión de mayores agravios cuando juegan con el Barcelona. En este caso, los atracos y robos pasan a ser pellizquitos de monja. Espero que su tradicional deportividad les lleve a pedir un arbitraje totalmente aséptico en el partido de vuelta, que no tenga en cuenta sus lamentaciones previas. Espero.
Al terminar el partido lamentaba la no alineación de Albelda por parte che, primero por la ventaja que supone a favor y segundo para poder “disfrutar” de sus habituales quejas y lamentaciones. No hubo caso, en twitter se explayó.

13 enero 2013

PE-NO-SO



Osasuna 0 – Real Madrid 0

Busco, rebusco y no encuentro nada positivo en el partido que el Real Madrid ha dejado de jugar esta noche en Pamplona. Hay partidos en que no te salen las cosas, hay partidos que el balón no quiere entrar, hay partidos en que quieres y no puedes ……………. Y hay partidos en que las cosas no  te pueden salir porque ni las intentas, ni tiras a portería ni parece que quieras que salgan.

Hay cosas inexplicables y entre ellas dos que destaco: una la autoexpulsión de Kaká, otra querer echarle la culpa a Mourinho del pésimo (no existe superlativo para poder aplicarlo) partido que, insisto, no han querido jugar sus jugadores. Y como inexplicables, renuncio a buscar explicación.

Cierto es que ganar la Liga está más difícil que un corrupto o un banquero entre en la cárcel, pero lo de hoy no tiene perdón de Dios. Los jugadores blancos no han sido capaces de dar ni un pase a derechas, no crear una ocasión de gol (exceptuado el gol anulado, claro está), no ganar un balón dividido, no ocupar ni un espacio, han sido incapaces de trenzar cuatro pases seguidos……………. Penoso. Y no puede servir de excusa acordarse de los ausentes. El once titular era un once de garantías…… para querer jugar al fútbol.

Pero aunque la diferencia de puntos es preocupante, la imagen del equipo es desoladora y la actitud de los jugadores no sé como explicarla, lo que más me ha preocupado esta noche, y confieso que es lo que más me ha preocupado en todo lo que va de temporada, es la actitud de Mourinho en el banquillo y en sala de prensa. Su comportamiento esta noche, aculado en el banquillo, sin salir nunca a dar órdenes, sin protestarle al cuarto árbitro, sin modificar posiciones o dibujo táctico es antinatural.

Y su imagen en sala de prensa, preocupante. Con independencia de sus opiniones, que no comparto. ¡¡ Decir que le gustó la actitud del equipo !! Ese no es Mourinho, no. Sus jugadores tuvieron una actitud lamentabilísima (aquí si se podía aplicar el superlativo) y es lamentable que su entrenador no saliera en el minuto 15 y ponerlos firmes y mandarlos a freír espárragos, obligándoles a honrar el escudo que portaban.

Pareciera que está harto de todo y de todos, especialmente de sus jugadores. Y ojo, no para que le echen y cobrar un finiquito, como aduce la canallesca y algún malinformado. No, porque simplemente eso le es indiferente a quién tiene su futuro y el de sus hijos y nietos asegurado y que puede permitirse elegir su próximo trabajo donde y con quién quiera y además creo que nunca ha cobrado ninguna rescisión de contrato. No, sin embargo parece que por primera vez en su carrera cree, percibe, sospecha, que no tiene a sus jugadores no trás el, junto a el.

Y esto son palabras mayores. Esta es situación de Defcon 2 Florentino.

Me gustó: Que acabara el partido. Ese período tan largo de vergüenza ajena es estresante. Bueno, salvaré a Callejón.

No me gustó: El equipo en general y Di María y Kaká en particular.

Pepito Grillo: Se dijo que al finalizar las vacaciones de Navidad Florentino iba a tener una reunión con los capitanes. Que curioso que no se haya sabido nada de ella ¿no? Con lo fidedignas que suelen ser trasladadas conversaciones en el vestuario y de esta, sólo con Casillas, Ramos y Marcelo no saber nada. Ni Fernando Burgos, ni Meana, ni el fabulador de El País, nadie. Curioso, al menos.

Rappel: El Valencia no ganará ninguno de los tres partidos que jugará la semana próxima con el Real Madrid.

Y ahora, tras haberme cortado las venas, quiero que quede constancia de que además de hacer un partido lamentabilísimo, lo de los arbitrajes ya pasa de castaño oscuro. Tres partidos consecutivos expulsando a un jugador blanco, de forma más que rigurosa. Vuelven a anular un gol legal que supone perder dos puntos, y ya  van demasiados. Y vuelven a beneficiar al rival. Que la expulsión de Kaká sea legal, vale, aunque hay que tener muchas ganas de expulsarle. Pero no haber expulsado antes a Oier, de forma igualmente legal, por unas manos evidentes, da mucho que pensar.

Sandro, ¿qué más quieres que te dé?

10 enero 2013

174 en 172 ¿Quién da más?



Real Madrid 4 - Celta 0

Hoy la presunta final, el “Mou se la juega” y la amenaza mortal que gravitaba sobre Mou duró, como decía Sabina, lo que duran dos peces de hielo en un whisky on the rocks. Tres minutos, lo que tardó el portugués de oro en sacar su fusil y ametrallar a Sergio sin compasión. Punto final a la intriga.

El Celta, ese rival temible, sucumbió como tantos otros, ante el empuje descomunal de CR7, aquí apodado El Mulo, ese que más que tirar del carro, lo coge bajo el brazo y echa a correr. Y toda esta exhibición, al día siguiente de que una vez más se le niegue el pan y la sal en la FIFA y su Balón de Oro chapucero y al parecer, manipulado. Los números, esa fría verdad, dicen que al Celta se lo merendó el solito con cuatro goles, una asistencia, un penalti no pitado, un gol legal anulado y una expulsión que se fue al limbo de un árbitro que la siguió hasta que la consiguió, encontrando a Ramos.

Me preocupa bastante coincidir en algo con la gran mayoría de periodistas deportivos actuales, pero tengo a mi favor que yo lo llevo diciendo mucho más tiempo. Hoy la canallesca en general (permítaseme la licencia) pide la urgente, urgentísima, renovación de Cristiano Ronaldo. La verdad al final se acaba imponiendo y, pese a los numerosísimos ataques, al final no hay más remedio que asumir que un futbolista tan enorme e histórico como Cristiano es, simplemente, insustituible.

Hace sólo siete días, siete, los “informadores” (sic) nos hacían llegar la “noticia” (sic) de la existencia de negociaciones entre el Manchester y el Real Madrid, en el que ofrecían un trueque De Gea y Nani por Cristiano Ronaldo. A estas horas, tras búsquedas en Google, Yahoo, Terra, Bing y resto de buscadores, no se tiene constancia de que ningún “informador” de éstos haya hecho un Depardieu y haya pedido la nacionalidad rusa. O un Gollum y esconderse en la caverna más recóndita que exista.

Cristiano Ronaldo ha marcado 174 goles en 172 partidos con el Real Madrid. Es increíble, más increíble aún si nos tomamos la molestia de repasar las hemerotecas hace sólo mes y medio, sintiendo vergüenza ajena por lo que decían entonces y dicen hoy tanto “informador” tendencioso. No creo que volvamos a ver a ningún jugador superar estas cifras, dar un rendimiento tan descomunal.

Por eso, parafraseo hoy aquello de “Florentino, tenemos un problema”. Bueno, dos. El primero que el sábado no juega Cristiano y eso supone pasar de ganar 1-0 cuando pite el árbitro a ir 0-0. El segundo es que en este momento, en plena negociación sobre su renovación, la sartén, el cazo, el cucharón y toda la cocina la tiene Cristiano del mango. Y tiene todo el derecho a tenerlo. Ya dije, y repito hoy, que CR merece ser el jugador mejor pagado del planeta, porque él lo vale. Y hoy, increíblemente, no está ni entre los diez mejor pagados.

Me gustó: El tercero de Cristiano, viniendo como el AVE desde Cuenca y enterrando al Celta. Y aparte de lo evidente, Mödric. Genial. Y el panzer Khedira. 

No me gustó: Di María, jugó poco y participó menos.

Rappel: Oí, tras el partido, que debíamos el pasar la eliminatoria a Cristiano y a ¡¡ Casillas !! Lo que hay que oír últimamente. Indiscutiblemente Casillas es el mejor portero del mundo y el mejor director publicitario de sí mismo.

Rappel: En Osasuna ganamos bien.

07 enero 2013

El Bernabeu: La Torre de Babel



Real Madrid 4 – Real Sociedad 3

Mas Yahveh descendió para ver la ciudad y la torre que los hombres estaban levantando y dijo: «He aquí que todos forman un solo pueblo y todos hablan una misma lengua, siendo este el principio de sus empresas. Nada les impedirá que lleven a cabo todo lo que se propongan. Pues bien, descendamos y allí mismo confundamos su lenguaje de modo que no se entiendan los unos con los otros». Así, Yahveh los dispersó de allí sobre toda la faz de la Tierra y cesaron en la construcción de la ciudad. Por ello se la llamó Babel porque allí confundió Yahveh la lengua de todos los habitantes de la Tierra y los dispersó por toda la superficie.
Génesis 11:1-9 

Escribo estas líneas desde mi perplejidad. Perplejo y asombrado ante la caleidoscópica naturaleza del ser humano en general y del madridista en particular.

Si hace tres meses me llega a decir cualquiera que el Bernabeu iba a pitar la alineación de un canterano en su debut como titular en Liga con el Real Madrid, le digo que se vaya a tomar viento, se afilie a la Peña Barcelonista de Sant Adriá del Besós y me deje tranquilo. Pero como la realidad siempre supera ampliamente la ficción, hoy sucedió. Y no acabaron aquí los prodigios, no. Insisto que la realidad supera la ficción: No contentos con ello los presentes en el Bernabeu, en un alarde de madridismo nunca visto, !! Aplaudieron su expulsión !! Kafkiano.

Si a ello unimos que de forma habitual muchos madridistas pidan que no se renueve a Cristiano Ronaldo y que se vaya mientras antes mejor con un jeque a París, mi estupor amenaza con plantearme la elección de si cortarme las venas o dejármelas largas. Aquí ya solo queda parafrasear a Sócrates y admitir que “yo sólo sé que no sé nada”.

Aunque la coquetería me lo impida, hoy confieso que ya viví varias docenas de primaveras, y sólo por esa razón he visto mucho fútbol y sentido muchas alegrías y penas por mi equipo. He sentido la emoción de ganar la Séptima  esa copa largamente esperada, viví el desespero de los 5 subcampeonatos con Di Stéfano como entrenador y el hundimiento calamitoso de los galácticos de Queiroz….. pero nunca creí que llegaría a presenciar lo que esta tarde aconteció en el Bernabeu.

Y me entristece sobremanera. Que la misma afición que lucía orgullosa el blanco del equipo que ganó la Liga de los Récords y que hace cuatro meses ganó la Supercopa al MessiTeam hoy sea protagonista de tal esperpento y esté siendo pastoreada a polémicas artificiales  e interesadas, me reafirma en el convencimiento de lo voluble y maleable que es la opinión y hábitos de la humanidad.

Sé que la lluvia mediática arrecia, calando  poco a poco, plena de intereses y huérfana de imparcialidad. También es cierto que el entrenador ayuda a veces a crear debates innecesarios. Y la poltrona blanca, que toca renovar, es asediada desde dentro y desde fuera por poderosísimos grupos en un maremágnum de movimientos e intereses. Y por supuesto el equipo no está ofreciendo ni de lejos su mejor versión, influido en gran medida por el ambiente crispado donde hasta un esparadrapo es fuente de conflicto.

Pero todas estas circunstancias ni pueden, ni deben, explicar el sinsentido de lo acontecido. No es admisible esta división, este debate estéril, estas turbulencias.

Sólo una pregunta a todos ¿A quién beneficia ésta situación? ¿Cui bono?

No obstante, sé que todo esto se arregla a base, simplemente, de goles y buen fútbol y tenemos el mejor equipo para lograrlo.

02 enero 2013

Sin Marcelo ni el Pipita, mal nos va.



Nunca me gustó eso de acordarse del que no está cuando se pierde. Me parece discurso de ventajista, pues nadie se acuerda de ellos cuando se gana. Es como cuando lamentamos nuestra alopecia o la diabetes achacándola a la genética de nuestros abuelos, pero ojo, nuestro cociente intelectual y ser tan guapos es una cosa intrínsecamente nuestra, ganada a pulso.

Aunque también es cierto que cuando se ven los hechos desde una cierta distancia, tanto temporal como física, buscando los hechos diferenciales con anteriores situaciones análogas siempre ayudan a explicarlos en uno u otro sentido. Y el hecho de estar a 16 puntos del líder de la Liga habla a las claras de que el Real Madrid no está a la altura que debería esperarse de un club como el Madrid y de una plantilla como la que atesora.

Como todo en la vida, las circunstancias diferenciadoras se presentan desde dos frentes, el externo, con un Barca que por fas o por nefas está ganando casi todo y el interno donde los jugadores no están ofreciendo lo mejor de si mismos, dándome la impresión de que no acaban de engranar la quinta velocidad en ataque y los frenos defensivos chirrían con demasiada frecuencia.

Pero además de todo lo dicho, hay ausencias que yo al menos si he echado en falta en esta primera fase de la Liga, principalmente las de Marcelo y del Pipita Higuaín. El brasileño de la eterna sonrisa siempre aportó un plus de peligrosidad en ataque, una virtud en la apertura de defensas que ninguno de los ocupantes provisionales de la banda izquierda ha sabido igualar.

Y al argentino percutor de redes también lo extrañé en tantos partidos que se pusieron en contra, con defensas cerradas en la cal del área grande, donde tan necesarios fueron sus grandes desmarques y sus asistencias desde la derecha, amén de su casi mecánica media de un gol cada dos partidos (sin tirar ningún penalti ni falta) que tanta glorias nos dieron estos años pasados.

Hoy añoro todos los comentarios de esos madridistas, adalides de la perfección, en los que ponían a caer de un burro a Marcelo por sus supuestas carencias defensivas o al tuercebotas Pipita por necesitar tres ocasiones para marcar un gol. ¡¡ Cuanto desearía oírlos el domingo frente a la Real !!

Ah, y que a nadie se le olvide que empezamos 2013 A16. Si, a 11 Ligas y 5 Copas de Europa. Y espero que en este 2013 el saldo aumente. Salud, suerte, trabajo y amor para todos (sin que los tres últimos tengan que ir en ese orden por prevalencia).