Frontispicio

Objetivo: 26/05/2018 - Kiev

12 enero 2014

Porque les queremos

Real Madrid 2 - Osasuna 0

El Real Madrid ganó sin pasar apuros a Osasuna y dejó la eliminatoria bastante decantada a su favor. Jesé fue titular, no se sabe si porque se lo merece, porque Carlo deseaba reservar a Di María de las justas iras del madridismo o porque quiere dar un trocito de carne a los halcones de la Prensa. Mödric sigue a lo suyo, asumiendo roles de líder que nunca se le reconocerán y echándose el equipo a la espalda partido si, partido también.

Y hasta ahí duró lo bueno, el resto, la mediocridad como forma de gobierno de este reino de taifas que es el Real Madrid. Los madridistas esperamos como agua de mayo cada partido de nuestro equipo, llegamos con la ilusión a tope y poco a poco, nos vamos desangelando con el juego parsimonioso, predecible y gris de este equipo. Vamos a verlos una y otra vez porque les queremos, porque son como ese hijo que te sale patoso pero que cada fiesta fin de curso vas esperanzado de verlo transmutarse en un Nureyev bailando al son de los pitufos.

Pero al final la realidad se impone y nuestro niño patoso vuelve a tropezar, a perder el ritmo y a rezar porque acabe pronto la canción. Y nosotros, como le queremos, le decimos que bien hecho, que a la próxima le saldrá mejor. Pues así es hoy el Real Madrid. Y lo peor es que la sensación rara que dejan no se puede achacar a un único mal, no. No es falta de actitud palpable, pero no tienen la mejor; no es falta de sacrificio, pero se les aventura que dejan parte en el zurrón; no es falta de calidad, pero no acaban de hacer un partido bueno o una transición brillante.


Lo tienen todo, pero les falta un poco de todo. Pero lo que más les falta es un sistema defensivo veraz, serio y solvente. Y es muy difícil tenerlo cuando el rival puede salir con el balón jugado hasta el medio campo con toda la tranquilidad del mundo, con pasillos de veinte metros sin ningún contrario que al menos estorbe posicionalmente. Se lesionó Khedira y el Madrid jugó tres partidos medianamente aceptables, desde entonces sus partidos se han saldado con mediocres actuaciones colectivas y alguna eclosión individual. Y así será muy difícil visitar Cibeles. 

Carlo, ponte las pilas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Pincha aquí para dejar tu comentario.