Frontispicio

Objetivo: 26/05/2018 - Kiev

18 febrero 2017

La maldición del ex


Soy un oyente habitual del programa FutbolEsRadio, dirigido por Dieter Brandau. Creo que es una de las pocas tertulias casi neutrales, plurales, educadas y divertidas de la radio deportiva española y desde aquí os recomiendo su escucha. En ella participa al menos dos veces por semana Isidoro San José, en su calidad de ex - jugador madridista y entrenador de fútbol. Normalmente no suelo coincidir con sus opiniones, pero las respeto pues tengo asumido desde hace siglos que el madridismo es tan heterogéneo, plural, diverso y multitudinario que aúna en su seno todo tipo de opiniones, sentimientos, filias y fobias. Como es obvio muchas las comparto y muchas no, claro.

Pues bien, como decía, San José, en la tertulia del pasado jueves, (a partir del minuto 34), posterior a su magnífico partido de Champions, se permitió calificar a Casemiro como "un jugador del montón". Y se quedó tan pancho, incluso tras las recriminaciones del resto de tertulianos. Y es inaceptable. Puedo asumir perfectamente que un periodista o cualquier aficionado haga pública esa opinión, pero un ex - jugador del Madrid, no. De ninguna de las maneras. Un señor que disfruta de los privilegios de pertenecer a la Asociación de Veteranos del Real Madrid para acceder (supongo que gratuitamente) al palco de ex - jugadores, a comer jamón y sentirse agasajado, no puede, bajo ningún concepto, faltar al respeto a un jugador del Real Madrid. Nunca.

Y por desgracia este ejemplo no es una excepción, al contrario diría que es la regla. Este fenómeno podría conocerse como "La maldición mediática del ex" pues son numerosos los ejemplos que encontramos de actuaciones así. Me entristece y apena oír a ex -jugadores blancos opinar desde el resentimiento en todas las radios y televisiones de este país. Son demasiadas la veces que opiniones desafortunadas se vierten de labios de los Morientes, Helguera, San José, Gallego, Schuster, Raúl, etc…… Y no los entiendo, la verdad.

No creo que por su situación personal y económica necesiten de las colaboraciones en medios. Y si lo hacen, que a nadie le amarga un dulce, no creo que necesiten menoscabar su independencia para plegarse a líneas editoriales claramente agresivas contra el Real Madrid y su Presidente. Creo que la mayoría de las veces sus descalificaciones son producto del resentimiento por haberles cesado de puestos que creían vitalicios, por ínfimas negativas a mamandurrias o por motivos puramente políticos en elecciones pasadas. Sea o no sea así, el Real Madrid sigue manteniendo con ellos un respeto institucional escrupuloso y, por ende, ellos están obligados a una actuación recíproca.

Como dice el famoso chiste, o estamos a Rolex o estamos a setas. Si quieren mantener una línea de opinión "independiente" deben renunciar a sus privilegios como Veteranos del Real Madrid, pues ambas cosas son incompatibles. Me gustaría conocer sus reacciones si el club, unilateralmente, les recortara esos privilegios. Automáticamente definirían esa reacción como una falta de respeto a su trayectoria. Pues a poner la oración en pasiva …………..


Y no es tan difícil esa línea de actuación, tenemos ejemplos palpables todos los días como Buyo, Amancio (se añoran los jueves en la tertulia), Alvaro Benito, Guti, etc….. Que yo conozca nunca han faltado el respeto a jugador o entrenador alguno, han mostrado sus críticas de manera educada, formal y responsable, lejos de opiniones piperas.

2 comentarios:

  1. Puedo estar de acuerdo o no con él, pero no creo que decir que un jugador es del montón no sea faltarle el respecto, sólo que hay muchos jugadores de calidad similar. Si hubiera dicho que es un paquete sí, pero del montón, no.

    ResponderEliminar
  2. A él le gustaría que lo calificaran como un lateral del montón? Creo que no. Pues.......
    E insisto, es un ex-jugador, con prebendas por ese estatus, debe ser mucho más cuidadoso y respetuoso con los jugadores actuales. Y no es cuestión de autocensura, es una cuestión de respeto..

    ResponderEliminar

Pincha aquí para dejar tu comentario.